China encuentra un mar de lava en la cara oculta de la Luna

Después de que la sonda china Chang’e 4 aterrizara en la cara oculta de la luna el pasado 3 de enero (era la primera en hacerlo) ha logrado recopilar evidencias del mayor cráter del Sistema Solar, arrojando así luz al enigma de cómo pudo haber evolucionado el satélite terrestre, según un estudio que publica este miércoles Nature.

Entender la composición del manto lunar es “fundamental para probar si alguna vez existió un océano de magma” y ayudar a profundizar en el conocimiento de la evolución térmica y magmática del satélite, ha indicado en un comunicado el autor principal del estudio y profesor de la Academia China de Ciencia, Li Chunlai.










Entender la composición del manto lunar es “fundamental para probar si alguna vez existió un océano de magma”

Además, prosigue, conocer la evolución de la Luna puede abrir una ventana hacia la evolución de la Tierra y otros planetas rocosos, porque su superficie -dijo- “esta relativamente intacta en comparación con la superficie temprana de la Tierra”. No obstante, como apunta Patrick Pinet, del Instituto francés de Investigación de Astrofísica y Planetología, su composición, estructura y estratificación “siguen siendo inciertas y mal documentadas”.

En los años setenta surgió la teoría de que un océano de magma cubrió la superficie lunar durante su infancia y a medida que se fue enfriando los minerales más ligeros flotaron en la superficie, mientras los pesados se hundieron.


Su composición, estructura y estratificación “siguen siendo inciertas y mal documentadas”


El equipo de Li observó diferencias entre los datos recién obtenidos y aquellos de los materiales típicos de la superficie lunar. De ellos se deduce la presencia de piroxeno de bajo contenido en calcio y minerales de olivino, que pueden provenir del manto superior, en la superficie. Los investigadores esperaban encontrar una gran cantidad de material de manto excavado en el suelo plano de la cuenca de Atkien, ya que su formación pudo deberse a un evento de impacto que penetró en la corteza hasta el interior de la Luna, sin embargo hallaron menos rastros de olivino, el componente principal del manto superior de la Tierra.









Sin embargo, sí se encontró más cantidad de ese mineral en las muestras sacadas de impactos más profundos, lo que podría suponer, según Li, que “el manto lunar está formado, en partes iguales, de olivino y piroxeno”. Por ello, el equipo consideró que la misión Chang’e
4 tiene que explorar más para entender mejor la geología del paraje donde aterrizó.









Products You May Like

Articles You May Like

Miracle win offers Australian PM authority and government stability
NBA dismisses Evans from league for drug violation
SpaceX postpones Starlink satellite launch again, for ‘about a week’
Brexit campaigner Boris Johnson to stand as next Conservative leader – BBC
U.S. Supreme Court rejects Iraqi man’s torture-related deportation challenge

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *