El Rey apela al respeto, unidad y entendimiento para superar la crisis

Hoy es un día que conservaremos en nuestra memoria y, en nuestros corazones”. Así ha comenzado el Rey sus palabras con las que, antes de guardar un minuto de silencio, se ha cerrado el homenaje de Estado a las víctimas de la Covid 19 y de reconocimiento a cuántos han trabajado y siguen trabajando en primera línea en los considerados sectores esenciales, principalmente los sanitarios, que ha tenido lugar este jueves en la plaza de la Armería del Palacio Real, presidido por la familia real y con asistencia del Gobierno en pleno, presidentes autonómicos, entre ellos el de la Generaliat, Quim Torra, y representantes de todas las autoridades del Estado, cuerpo diplomático y de diversos organismos internacionales .





El Rey ha resaltado que, en los momentos más duros “nuestra sociedad ha dado una lección de inmenso valor; España ha demostrado su mejor espíritu. Porque cuando pasen los años y recordemos esta época, estos días, recordaremos también que nos hemos dado un ejemplo, una vez más en nuestra historia, de civismo, de madurez, de resistencia, de compromiso con los demás”. También ha puesto el foco en “a responsabilidad, la fuerza moral, la determinación frente a la adversidad y el espíritu de superación del pueblo español nos muestran el camino a seguir para afrontar y vencer las dificultades. Las superaremos.”.

Las referencias al dolor y al duelo han sido constantes en las palabras del Rey que ha tenido un especial recuerdo para todas las personas mayores que han fallecido en los que ha reconocido la generación más valiosa de nuestra sociedad que “dedicaron sus vidas a trabajar duro para salir adelante y con una gran ilusión por alcanzar el progreso para sus hijos. Unas vidas que cambiaron el rumbo de nuestra historia, afirmaron la libertad y la tolerancia y construyeron día a día el edificio de nuestra convivencia democrática. Unas vidas cuya vocación de concordia nos invita siempre a la reflexión serena y al agradecimiento”. También recordó a los más jóvenes, “ciudadanos que desgraciadamente hemos perdido eran hombres y mujeres que tenían todo un futuro por delante –tanto por hacer y por construir–, y que este virus nos ha arrebatado, dejando en sus familias un inmenso vacío en el alma, y una gran pena en toda la sociedad”





Pedro Sanchez recibe a los Reyes y a sus hijas, a su  llegada, este jueves, al Palacio real para asistir a la ceremonia en homenaje a las víctimas de la Covid-19 Ballesteros/ EFE
Pedro Sanchez recibe a los Reyes y a sus hijas, a su llegada, este jueves, al Palacio real para asistir a la ceremonia en homenaje a las víctimas de la Covid-19 Ballesteros/ EFE



El trabajo de quienes han estado en primera línea luchando día a día y arriesgando sus propias vidas también han contado con el agradecimiento del Rey.” Hoy reconocemos— ha dicho el Jefe del Estado” conductas llenas de entrega a los demás sin reservas llenas de solidaridad, de valentía, de ejemplaridad y de generosidad. Son conductas de ciudadanos que han hecho mucho más que cumplir con su deber. Esas conductas no son casuales. Son fruto de convicciones personales profundas; de un hondo sentimiento de humanidad con sus semejantes; de un compromiso firme y leal con su profesión; son fruto de la responsabilidad y de la voluntad de servicio a los demás. A esas personas les debemos mucho más de lo que podamos imaginar: han salvado muchas vidas; les debemos nuestra salud, nuestra seguridad… y los servicios más esenciales para la vida cotidiana. Porque son ellas las que, en condiciones tan difíciles, han sostenido el pulso de nuestro país”. El Rey ha cerrado sus palabras recordando que la sociedad ha contraído “una obligación moral y un deber cívico: La obligación moral de reconocer, respetar y recordar siempre la dignidad de los fallecidos y especialmente el espíritu de esa generación admirable de españoles; y el deber cívico de preservar e impulsar los mejores valores que fundamentan nuestra convivencia. Esa deuda moral y ese deber cívico nos obligan y comprometen a todo.”.






Rosas blancas para los ausentes

Cuatrocientas personas sentadas en sillas de plástico blanco formando círculos concéntricos, alrededor de un pebetero, han asistido al acto de carácter civil, convocado por el Gobierno, que ha comenzado con un saludo en los cuatro idiomas oficiales del Estado: castellano, euskera, catalán y gallego, además de, en francés, e inglés, por deferencia a las personalidades extranjeras que han asistido.Una ceremonia austera y emotiva, celebrada al aire libre y en torno a un pebetero encendido en memoria de los fallecidos sobre el que autoridades y representantes de la sociedad civil han ido colocando rosas blancas en un gesto que han iniciado el Rey y su hija, la princesa de Asturias. Les han seguido, por parejas los miembros del Gobierno, presidentes autonómicos y otras autoridades que han estado acompañado por diferentes personas anónimas invitadas a la ceremonia.

El rey Felipe VI saluda a los presidentes del Gobierno Vasco Iñigo Urkullu, Generalitat de Cataluña, Quim Torra, y Xunta de Galicia, Alberto Nuñez Feijóo (de dcha a izda), a su llegada al homenaje de Estado a las víctimas de la pandemia de coronavirus y a los colectivos que le han hecho frente en primera línea, que se ha celebrado este jueves en el Patio de la Armería del Palacio Real con un acto presidido por el monarca y que cuenta con la presencia de representantes de instituciones, partidos e invitados internacionales. EFE/ Ballesteros POOL
El rey Felipe VI saluda a los presidentes del Gobierno Vasco Iñigo Urkullu, Generalitat de Cataluña, Quim Torra, y Xunta de Galicia, Alberto Nuñez Feijóo (de dcha a izda), a su llegada al homenaje de Estado a las víctimas de la pandemia de coronavirus y a los colectivos que le han hecho frente en primera línea, que se ha celebrado este jueves en el Patio de la Armería del Palacio Real con un acto presidido por el monarca y que cuenta con la presencia de representantes de instituciones, partidos e invitados internacionales. EFE/ Ballesteros POOL
(Ballesteros / EFE)



El president Torra, en una de sus escasos viajes a Madrid, ha querido estar presente por respeto y reconocimiento a las víctimas y ha recibido al Rey, junto al resto de presidentes autonómicos, en el zaguán del Palacio Real. También han estado presentes , el presidente de la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP) y representantes de organizaciones internacionales: el director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Tedros Adhanom; el de la OTAN, Jens Stoltenberg y el secretario general de la OMT, Zurab Pololikashvili. La UE estará representada por la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen; el presidente del Consejo, Charles Michel; el del Parlamento, David Sassoli y el alto representante para la Política Exterior, Josep Borrell. También han estado presentes representantes de todos los partidos políticos, excepto Vox que avanzó ayer que no acudiría por no estar conforme con la gestión que el Gobierno ha hecho durante el estado de alarma. Además de los afectados y los familiares de víctimas, han estado invitados representantes de la sociedad civil: junto a organizaciones empresariales y sindicales y miembros de distintos colectivos que han combatido la pandemia y han prestado servicios esenciales: sanitarios, cuerpos y fuerzas de seguridad del Estado, Fuerzas Armadas, trabajadores del sector agroalimentario, de los servicios de limpieza urbanos, trabajadores de residencias de mayores, cajeros, reponedores, cocineros, científicos o trabajadores de los servicios de empleo. También representantes de empresas que han hecho contribuciones contra la pandemia.






El hermano del periodista fallecido José Maria Calleja y Aroa López, enfermera del hospital de la Vall d’Hebron han hablado en la ceremonia

La periodista Ana Blanco ha conducido el acto que ha comenzado a las 9 de la mañana. Hernando Calleja, hermano del periodista Jose Mari Calleja, que murió como consecuencia del coronavirus, ha hablado en nombre de los familiares de las víctimas citando en primer lugar a algunos nombres de personas conocidas fallecidas, estos meses, por la enfermedad como Lucía Bosé, Enrique Múgica, Luis Sepúlveda, Josep Maria Benet y Jornet, entre otros y su propio hermano, en quienes ha ejemplificado los miles de difuntos anónimos. Calleja ha pedido a los ciudadanos “compasión”, pues es “un sentimiento” que ayuda a “comprender el dolor de los demás” y a participar de “sus afanes rotos” y de su “tristeza inmensa.

A continuación ha sido Aroa López, enfermera supervisora en el hospital de la Vall d’Hebrón habló en nombre de todos los trabajadores de sectores esenciales, con los sanitarios al frente. Emocionada ha recordado a tantos enfermos a quines, a falta de familiares, han acompañado en sus últimas horas. Tras las palabras del Rey, el acto ha finalizado con la lectura del poema ‘Silencio’ de Octavio Paz, una grabación a cargo del actor José Sacristán que pretende también simbolizar la conexión con América, y con un minuto de silencio final.





El acto ha sido ha diseñado la Moncloa con la intención de que sea una despedida para todas las víctimas que fallecieron en un momento en que no pudieron estar acompañados de sus seres queridos y al mismo tiempo un reconocimiento de los profesionales que combaten la enfermedad y a los que mantuvieron los servicios esenciales funcionando durante el confinamiento. Pretende, también, transmitir una imagen de unidad ante el desafío de la pandemia y de esperanza en la recuperación.





Products You May Like

Articles You May Like

Directo | Última hora sobre el coronavirus en Barcelona
Beirut tras la devastación: “No había sentido tanto miedo en toda mi vida”
La ONU pide reabrir escuelas en cuanto sea posible para evitar una “catástrofe generacional”
Los Sumarroca piden el archivo del caso Pujol
El rey Juan Carlos, de adalid de la democracia a los escándalos

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *